Vecinos del barrio de Pilar donde Lázaro Báez cumplirá el arresto domiciliario lo recibieron con un cacerolazo

El empresario fue beneficiado por la Justicia bajo una fianza de $632 millones

Los vecinos del barrio privado Ayres realizaron un cacerolazo a modo de protesta para exigir que Lázaro Báez no se aloje en su casa para cumplir con su arresto domiciliario. La casa del empresario recibió en el frente de su entrada a manifestantes que viven en ese barrio y protestaron golpeando cacerolas y cantando en contra de la decisión. El Tribunal Oral Federal número 4 le está por otorgar a Báez la excarcelación.

La decisión a manos del tribunal fue noticia e impactó en el barrio donde el empresario condenado a prisión tiene una casa junto a su actual pareja. En ese hogar, ambos vivirán juntos, una vez que Báez pague la fianza que fue dispuesta por el Tribunal a través de un seguro de caución. La vivienda “está deshabilitada” aseguraron los vecinos del barrio pero en los primeros meses del año hubieron varias reformas en esa casa.

Por lo pronto, la Cámara de Casación Penal rechazó un pedido de excarcelación.

“Le pusieron nuevamente medidor de luz y de gas y hubo arreglos en el fondo de la propiedad”, fueron algunas de las modificaciones que sufrió el inmueble, según confirmó uno de los habitantes del barrio. Es ahí donde Lázaro Baéz cumplirá lo que resta de su condena, según definió el Tribunal. La protesta bajo la modalidad de “cacerolazo” se llevó a cabo en el barrio privado y duró hasta más tarde de las 22.40 del miércoles. Ayres de Pilar es un barrio privado, ubicado a la altura del km 43,5 de la ruta Panamericana, cercano a la estación de Peaje.

El empresario se encuentra encarcelado en la penitenciaría de Ezeiza, a donde ingresó luego de ser condenado por la causa de lavado de dinero que fue popularmente conocida como “La ruta del dinero K”. La disposición de los jueces definió que a Báez se le colocara una tobillera electrónica que lo habilitará a moverse hasta 100 kilómetros a la redonda del domicilio fijado. Además se estableció que la fianza que deberá pagar el empresario será de 632 millones de pesos para poder abandonar el penal.

El predio cuenta con 180 hectáreas y más de 800 lotes, está en el barrio La arboleda. A pesar de haber obtenido la excarcelación en la causa de lavado de dinero, Báez aún quedará con prisión domiciliaria, dado que se encuentra involucrado también en otra investigación en su contra que nuevamente es por el mismo delito, lavado de dinero. Los abogados del empresario, Elizabeth Gasaro y Juan Martín Villanueva, criticaron la cifra definida para la fianza por ser “extraorbitante” y no confirmaron que sería abonada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

 
Comunicate en vivo con nosotros!